l'Alcora: L'Alcora: La Procesión del Encuentro, la bendición y el Tast del Rotllo centran los actos


 

Galería fotográfica

Fotografia /Gallery/3984_2345/1_M1.jpg
Publicidad
Fotografia /Gallery/3984_2345/2_M1.jpg
Fotografia /Gallery/3984_2345/3_M1.jpg
Fotografia /Gallery/3984_2345/4_M1.jpg
Fotografia /Gallery/3984_2345/5_M1.jpg
Fotografia /Gallery/3984_2345/6_M1.jpg
Fotografia /Gallery/3984_2345/7_M1.jpg
Fotografia /Gallery/3984_2345/8_M1.jpg
Fotografia /Gallery/3984_2345/9_M1.jpg
Fotografia /Gallery/3984_2345/10_M1.jpg
La Plana al Dia | l'Alcora | General | 24-03-2008
L'Alcora: La Procesión del Encuentro, la bendición y el Tast del Rotllo centran los actos

Tras el emotivo Encuentro de Jesús Resucitado con la Virgen del Aleluya, con participación de las Cofradías y Hermandades, Cánticos, música de la Agrupació Musical L’Alcalatén y suelta de palomas mensajeras, se celebró en L’Alcora la Bendición y el típico “Tast del Rotllo”.
7.000, “rotllos” de tamaño tradicionales repartirán hoy lunes tras la Romería de Infantes a San Cristóbal. El reparto se realiza en el templo parroquial de la Asunción, por parte de la Reina y Damas, autoridades provinciales y locales, así como representantes de Asociaciones y Entidades de la villa ceramista. Además el ayuntamiento al inicio y durante la romería repartirá 2.800 rotllos pequeños que se ponen en la solapa con la cinta conmemorativa de la fiesta.
Colaboradores y fieles de la parroquia de L’Alcora, aprovecharon tambien para vender una pegatina al precio simbolico de 1 euro en beneficio de la campana de San Cristóbal, para repararla, ya que este año será el primero que en la fiesta de rotllo no pueda tocar. Hoy en la Fiesta del Rotllo seguirán su venta para recaudar los 12.000 euros que cuesta la reparacion.
El primer lunes de Pascua, L'Alcora, celebra su festividad más auténtica y singular, y sin duda uno de sus días más concurridos por visitantes y familiares lejanos. Se trata de la "Festa del Rotllo", o también llamada “Romería de Infantes”.

ROMERÍA
A las 9 desde la Plaza de la Iglesia, con el volteo de fondo de la Campana de San Cristóbal, inicia la Romería de Infantes. Calle Molineros, Plaza España, y calle Calvario, son el paso por la villa antes de encarar por la montaña la subida al ermitorio de San Cristóbal.
La Romería está compuesta por dulzainero, y tamboril, guardias rurales y civiles, Cruz Alzada y monaguillos, romeros, clero parroquial, autoridades y la Rondalla L’Alcalatén.
A la llegada al Ermitorio de San Cristóbal, tradicional Eucaristía de Acción de Gracias, seguidamente almuerzo en los pinares circundantes con la típica mona de pascua como protagonista, visita a les “paraetes”, y actividades de animación infantil, cucañas, y traca caramelera, todo a ritmo del volteo de la campana del ermitorio que este año por necesitar reparacion no tocará.
A las 12 Autoridades, Reina y Damas, acompañados de L’Agrupació Musical L’Alcalatén, y la colla de Gigantes y Cabezudos, reciben a los romeros en la puerta del Calvario. Hay que reseñar que en este punto también les esperan para unirse a la romería, los niños más pequeños de la villa vestidos de “angelets” en brazos de sus padres.
Efectuado el encuentro, se desfilará por la Plaza España, Calle Vall, Plaza la Sangre, y Portal de Marco hasta la Iglesia de la Asunción donde se procederá al reparto del benemérito “rotllo”, en un número este año de 7.000, quinientos mas que el año anterior. Hay que reseñar que los niños vestidos de “angelets”, así como el último nacido en la villa, serán los primeros en recibir el popular rotllo, y no recibirán sólo uno, sino dos como manda la tradición.

ORIGEN DE LA FIESTA DE LA ROMERÍA DEL “ROTLLO”
Según datos del cronista oficial de la villa de Alcora, José Manuel Puchol, como tal la “Fiesta de la Romería del Rollo”, fue creada a
mediados del S. XVIII. Su celebración de ciclo anual quedó unida al lunes de
Pascua, coincidente con la importante y antiquísima festividad del “Lunes del
Ángel”. Los inicios de esta importante fiesta local alcorina, se cimenta en las
rogativas que desde tiempo inmemorial hacían los romeros –cada vez que lo
demandaba la necesidad en la Ermita de San Cristóbal, y que según la
transmisión oral sería así: Alcora sufría una importante sequía y se acordó rogar en
petición la esperada lluvia, organizando una Romería de niños varones al ermitorio de
San Cristóbal, y como la necesaria agua llegó, se acordó celebrarla todos los años
coincidiendo con el primer día de Pascua

AHORA TAMBIEN LAS NIÑAS Y HOMBRES Y MUJERES DE TODAS LAS EDADES
Aunque a los más puristas en las tradiciones les gustaría que se respetaran sus orígenes y que se realice como lo hacían sus ancestros, el ayuntamiento desde hace años no es riguroso y permite que tras la romería entren también niñas y gente de todas las edades a la parroquia a recoger el rotllo. La corporación alcorina se muestra así tolerante, adaptándose a los tiempos que vivimos en la igualdad de sexos.