La Vall d'Uixó: La ruta de las Ermitas fue todo un éxito


 

Galería fotográfica

Fotografia /Gallery/21122_11977/1_M1.jpg
Publicidad
Fotografia /Gallery/21122_11977/2_M1.jpg
Fotografia /Gallery/21122_11977/3_M1.jpg
Fotografia /Gallery/21122_11977/4_M1.jpg
Fotografia /Gallery/21122_11977/5_M1.jpg
Fotografia /Gallery/21122_11977/6_M1.jpg
Fotografia /Gallery/21122_11977/7_M1.jpg
Fotografia /Gallery/21122_11977/8_M1.jpg
Fotografia /Gallery/21122_11977/9_M1.jpg
Fotografia /Gallery/21122_11977/10_M1.jpg
La Plana al Dia | La Vall d'Uixó | Fiestas | 04-10-2009
La ruta de las Ermitas fue todo un éxito

Aunque el próximo viernes arrancarán de forma continuada todos los actos de las Fiestas Patronales de la Sagrada Familia y Santísimo Cristo, este fin de semana a modo de “aperitivo” han comenzado a celebrarse las primeras actividades. Una de ellas fue la primera ruta por las diversas Ermitas de la Vall d’Uixó que congregó a más de doscientas personas en la matinal de ayer en el trayecto realizado.
La cita comenzó poco después de las nueve de la mañana en la Iglesia del Santo Ángel Custodio cuyo párroco, Mossén Vicent Borja, fue el guia de una comitiva de más de doscientas personas entre las que figuraban la alcaldesa de la Vall, Isabel Bonig, así como el presidente de la Comisión de las Fiestas Patronales, Manuel Debón, así como la reina, Elena Mingarro.
La comitiva visitó la Ermita del Cristo del Calvario del Carbonaire en primer lugar, para acto seguido trasladarse a visitar la de el otro patrón de la localidad, Sant Vicent Ferrer, allí se cantaron los gozos a San Vicente por parte de la comitiva, y hasta incluso los feligreses tocaron la campana de la Ermita, incluso el presidente de las Fiestas Patronales de la Sagrada Familia y la reina de los festejos. De ahí a la zona de El Roser, que están en plenas fiestas esta semana, para visitar la Ermita más antigua del municipio. Más tarde, la comitiva prosiguió su camino hacia el Paraje de San José para comenzar el ascenso a la montaña en la que se encuentra la Ermita de Sant Antoni y de ahí, ya en el propio paraje, llegaron a la de la Sagrada Familia, en cuya explanada se celebró una comida de pa i porta.